¿Cómo seleccionar y preparar tus referencias?

Las referencias desempeñan un papel fundamental en tu búsqueda de oportunidades laborales; y esto es algo que muchos profesionales terminan ignorando; o bien, no le dan la debida importancia. Lo que tus referencias dicen acerca de ti puede garantizar o acabar con tus posibilidades de conseguir un nuevo empleo, por eso es fundamental que selecciones a las personas adecuadas. De ahí la importancia de mantener una buena relación con tus referencias e informarles sobre la posibilidad de ser llamado por un reclutador; o bien, avanzar en el proceso selectivo de una empresa. Lee los siguientes consejos para asegurarte de que obtendrás las mejores referencias posibles.

Elegir tus referencias

Para apoyarte en tu búsqueda de oportunidades, es importante que tengas una lista de nombres relevantes; posibles personas que se encuentren disponibles para realizar una referencia acerca de tu desempeño como profesional. Para elegir referencias, ten en cuenta los siguientes puntos:

  • Profesionales con los que hayas trabajado de manera cercana, al menos, en los últimos 5 años.
  • Profesionales plenamente conscientes de tus puntos fuertes y que van a hablar de ti de manera positiva.
  • Profesionales que puedan discutir tus habilidades y experiencias en detalle.

Tus referencias también pueden ser jefes pasados o actuales, gerentes de otros departamentos con los que trabajaste muy de cerca, clientes, proveedores o compañeros de trabajo. Asegúrate de obtener el permiso antes de enumerarlos como referencias; así mismo, no te olvides de revisar que los datos de contacto se encuentren actualizados.

Contextualiza tus referencias

Debes avisar adecuadamente a tus referencias para que puedan hablar positivamente sobre ti. Hazlos conscientes de que te encuentras en la búsqueda de nuevas oportunidades y de que es probable que el empleador se ponga en contacto con ellos en el momento que conocer más sobre ti basado en tus referencias. Cuando llegue ese momento, informa sobre el job description y habla un poco sobre la persona que va a contactarla y cuando es probable que esto suceda. Es interesante que compartas con tu referencia información pertinente, como tus experiencias y habilidades; ya que esto podría resultar de gran ayuda, sobre todo si es una persona con la cual no has tenido contacto cercano desde hace ya algunos años. Esto la ayudará para crear una imagen positiva de ti frente al empleador. Sin embargo, esto no implica el uso de mentiras. Esto es algo sumamente importante, que debes de tener en cuenta en todo momento.

Mantén a tus referencias cerca

Es importante mantener el contacto con tus referencias para que la relación se mantenga fuerte. Mantenlas informadas acerca de tu búsqueda de nuevas oportunidades y sobre las etapas de cada proceso. No te olvides de dar las gracias por el tiempo que han invertido hablando de ti, independientemente del resultado que logres obtener. Por último, y no menos importante, debes de asegurarte que la información que tus referencias piensan proporcionar no contradigan la información que se has colocado en tu currículum vitae; puesto que esto puede terminar drásticamente con tus oportunidades en un proceso selectivo.

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com